Bienvenido a Opuslibros
Inicio - Buscar - Envíos - Temas - Enlaces - Tu cuenta - Libros silenciados - Documentos Internos

     Opuslibros
¡Gracias a Dios, nos fuimos
Ir a la web 'clásica'

· FAQ
· Quienes somos
· La trampa de la vocación
· Contacta con nosotros si...
· Si quieres ayudar económicamente...

     Ayuda a Opuslibros

Si quieres colaborar económicamente para el mantenimiento de Opuslibros, puedes hacerlo

desde aquí


     Principal
· Home
· Archivo por fecha
· Buscar
· Enlaces Web
· Envíos (para publicar)
· Login/Logout
· Reportar problemas técnicos
· Ver por Temas

     Gente Online
Están conectados 70 usuarios anónimos y 0 usuarios registrados.

Eres un usuario anónimo. Puedes registrarte aquí

     Login
Nickname

Password

Registrate aquí. De forma anónima puedes leerlo todo. Para enviar escritos o correos para publicar, debes registrarte con un apodo, con tus iniciales o con tu nombre.

     Webs amigas

Opus-Info

Desde el Opus Dei al mundo real

ODAN (USA)

Blog de Ana Azanza

Blog de Maripaz

OpusLibre-Français

OpusFrei-Deutsch


     Sindicar contenido
RSS
direcci?n RSS

A?adir a Mi Yahoo!

A?adir a Google

¿Qué es RSS?


 Recortes de prensa: El gran teatro del mundo: el Opus Dei.- Antón

100. Aspectos sociológicos
Anton :

Roland Joffé retrata en ‘Encontrarás dragones’ al fundador del Opus en olor de santidad

El Mundo, 18 de enero de 2010

LUIS MARTÍNEZ / Madrid

«Agnóstico, trotskista en su juventud y tres veces divorciado». Bajo la mejor definición posible del peor de los yernos imaginables, se refiere el productor Ignacio Gómez Sancha al director Roland Joffé. Juntos han sacado adelante la que promete ser una de las películas que más darán que hablar en la temporada que empieza. No diga Opus Dei, diga polémica...



Encontrarás dragones. There be dragons, así se llama la cinta, es eso: una provocación... pero desde el otro lado. O si se prefiere, la primera vez que la gran pantalla se acerca a la vida del fundador de la Obra con ánimo, digamos, entusiasta. Ni rastro de Silas, ese monje pérfido y albino de El Código Da Vinci, ni la menor huella de la voraz crítica diseñada por Javier Fesser en Camino. Todo en San Josemaría es santo.

 

Y entonces surge la pregunta: ¿Qué hace entonces un relizador como el responsable de Los gritos del silencio (el descreído de antes) en una película producida por un miembro del Opus (el productor)? Responde el segundo: «La idea era, precisamente, acabar con la creencia de que la Obra no admite críticas. Desde el primer momento, dejamos al director las manos libres para que hiciera lo que creyera conveniente, la película que quisiera». Recientemente, el propio cineasta ofrecía su réplica: «De este proyecto me interesaba que se tomaba la religión en serio». En sintonía pues.

 

Más allá de juicios, el resultado es una película de 35 millones de dólares por la que desfilan actores como Wes Bentley, la ex chica Bond Olga Kurylenko o Geraldine Chaplin y que, tras su estreno en España el 25 de marzo, llegará a los cines de Estados Unidos en mayo. Un dato: de dar a conocer Encontrarás... (del márketing, vamos) se encargan Paul Lauer, el mismo que se ocupó de La pasión de Cristo de Mel Gibson, y Dennis Rice, encargado durante años del imperio de los hermanos Weinstein. «El estreno será seguro en todo el país, en todos los Estados Unidos», dice Gómez Sancha para a continuación detallar los azares de una producción en la que participa Antena 3 y a la que él se incorporó en marzo de 2008. «Cuando llegué al proyecto, éste estaba sin dinero. Mi trabajo fue buscar inversores». Y a ello se aplicó hasta que a finales del verano de ese mismo año vio cómo de repente las 25 reuniones programadas al otro lado del Atlántico se quedaban en dos. Lehman Brothers acababa de hacer boom. Y cuando todo parecía perdido... «De diciembre a febrero del año siguiente, conseguimos el dinero». Milagroso.

 

Hasta llegar aquí, y antes incluso de que Sancha hiciera acto de presencia en el proyecto, la idea de llevar la vida de Escrivá a la pantalla dejó por el camino el empeño del productor Heriberto Schoeffer. Con un guión de la exmonja Barbara Nicolosi, su idea era «una historia de aventuras a lo Indiana Jones sobre un chaval espoleado por Jesús». El entrecomillado es de la antes novicia.

 

La propuesta de Joffé es bien distinta. Como ya hiciera en La misión, el filme trenza la vida real del santo con la ficción de un personaje que guía un relato de redención. Un periodista reconstruye la vida de su padre durante la Guerra Civil. A medida que remueve los cimientos de una vida desolada (fue espía sin escrúpulos y criminal sin alma), de entre las sombras emerge la otra vida, la del amigo de la infancia del progenitor moribundo, que no es otro que el santo. La película niega cualquier tipo de colaboración de éste con el régimen de Franco. «No creo que estuviera de acuerdo con el dictador. Simplemente no quiso inmiscuirse en política», comentaba el director recientemente.

 

«El mensaje es que hay esperanza contra el ciclo perverso de la violencia», concluye el productor. ¿Hubiese permitido a Joffé en su libertad una película contra Escrivá de Balaguer? Segundo de reflexión. «Joffé es un hombre serio e inteligente y por ello eso era imposible». Joffé, el agnóstico tres veces divorciado.

 

 

* * * * * * * * * *

Nota de Agustina.- El opusdei no puede reescribir la historia. Para bien o para mal, el santo fundador trataba a Franco. Lo escribe Carmen Franco en sus memorias (Franco, mi padre. Autores: Jesús Palacios y Stanley G. Payne. 2008. Editorial La Esfera):

 

«Mi padre recibió varias veces a don Josemaría Escrivá de Balaguer. Las relaciones con él fueron muy buenas, sí, muy buenas, hasta su muerte; al final, quizá un poco menos, pero cada dos o tres meses lo recibía, o sea, se hablaban. Había un librito que se llamaba Camino, que era como un libro de meditaciones, que mi madre tenía en la mesilla de noche, de manera que era un poco como una masonería católica; porque tenían también el deber de ayudarse mutuamente todos los numerarios y eso. No le parecía mal».

«A la gente le sentaba mal. A Cristóbal, mi marido, le sentaba fatal lo del Opus, pero a papá no, a él le gustaba. Como organización religiosa, mi padre la conocía bastante, y veía mucho, como digo, a monseñor Escrivá de Balaguer, y siempre decía que no le gustaba tanto la cosa ésa, como de la masonería, de ayudarse unos a otros. Le parecía poco justo, sobre todo cuando había elecciones de algún miembro para... No sé cómo decirlo. Siempre los del Opus Dei apoyaban a los del Opus Dei, fueran más listos o más tontos. Daba igual. Siempre empujaban a los suyos y esa cosa no le gustaba demasiado, pero los encontraba muy capaces. Pensaba que era importante, sí. Que cada tiempo tiene órdenes religiosas diferentes, o sea, lo que estaba bien en la Edad Media ahora tiene poca salida. Entonces, creía que era una manera de tener seglares católicos que influyeran en la marcha de los países. Le parecía bien. Le gustaba el Opus».

Existe una carta de Escrivá a Franco. En realidad existen, al menos, tres pero sólo se le ha dado publicidad a la que cito, que fue publicada en la revista Razón Española. Las otras dos pertenecen al archivo particular de la hija de Franco y, hasta el momento, no las ha dado a conocer.




Publicado el Miércoles, 19 enero 2011



 
     Enlaces Relacionados
· Más Acerca de 100. Aspectos sociológicos


Noticia más leída sobre 100. Aspectos sociológicos:
OPUS DEI’S IRISH ACTIVITIES DESCRIBED


     Opciones

 Versión imprimible  Versión imprimible

 Enviar a un amigo  Enviar a un amigo

 Respuestas y referencias a este artículo






Web site powered by PHP-Nuke

All logos and trademarks in this site are property of their respective owner. The comments are property of their posters, all the rest by me

Web site engine code is Copyright © 2003 by PHP-Nuke. All Rights Reserved. PHP-Nuke is Free Software released under the GNU/GPL license.
Página Generada en: 0.618 Segundos