Bienvenido a Opuslibros
Inicio - Buscar - Envíos - Temas - Enlaces - Tu cuenta - Libros silenciados - Documentos Internos

     Opuslibros
¡Gracias a Dios, nos fuimos
Ir a la web 'clásica'

· FAQ
· Quienes somos
· La trampa de la vocación
· Contacta con nosotros si...
· Si quieres ayudar económicamente...

     Ayuda a Opuslibros

Si quieres colaborar económicamente para el mantenimiento de Opuslibros, puedes hacerlo

desde aquí


     Principal
· Home
· Archivo por fecha
· Buscar
· Enlaces Web
· Envíos (para publicar)
· Login/Logout
· Reportar problemas técnicos
· Ver por Temas

     Gente Online
Están conectados 66 usuarios anónimos y 0 usuarios registrados.

Eres un usuario anónimo. Puedes registrarte aquí

     Login
Nickname

Password

Registrate aquí. De forma anónima puedes leerlo todo. Para enviar escritos o correos para publicar, debes registrarte con un apodo, con tus iniciales o con tu nombre.

     Webs amigas

Opus-Info

Desde el Opus Dei al mundo real

ODAN (USA)

Blog de Ana Azanza

Blog de Maripaz

OpusLibre-Français

OpusFrei-Deutsch


     Sindicar contenido
RSS
direcci?n RSS

A?adir a Mi Yahoo!

A?adir a Google

¿Qué es RSS?


 Tus escritos: Glosas sobre escuchar y no poder responder.- Agustina

110. Aspectos jurídicos
Agustina :

Vista en el juzgado 10 de lo Mercantil por las medidas cautelares a Opuslibros

 

 

 

La Vista de ayer jueves en el Juzgado nº 10 de lo Mercantil, con la magistrada, abogado y procuradora de la Prelatura y Scriptor S.A., y el abogado y el procurador que me representan, se desarrolló como narro a continuación. Me limito a explicarlo como lo viví yo, no me atengo a un lenguaje jurídico porque no sé hacerlo. Me hubiera gustado poder declarar personalmente, pero nadie me lo pidió así que, cerca del estrado, escuché las acusaciones y defensas.   Como se trataba de recurrir a las medidas cautelares, se le dio la palabra a mi abogado en primer lugar y a continuación al abogado del Opus Dei. En líneas generales y con mis propias palabras, traduzco. No es textual:



Mi abogado:

- La urgencia de adoptar tales medidas no era lógica ya que los documentos internos llevaban colgados en Opuslibros varios años, los primeros en 2004.

- “Se quejó” a la jueza de que no se me hubiera dado conocimiento de la demanda antes de adoptar la medidas cautelares y tomara parte a favor del Opus Dei y Scriptor, que solicitaban en ella que no se diera pie a defenderme.

- Alegó que los documentos internos no eran “inéditos”, como defiende el abogado de la otra parte, puesto que si 85.000 miembros actuales de la obra (más los muchos miles que nos fuimos) tienen y tuvimos acceso a la mayoría de ellos y están en todos los centros del Opus Dei en todo el mundo, no es de recibo que se diga que son “inéditos”.

- Alegó que, al tratarse de una institución religiosa perteneciente a la Iglesia Católica, no tenía sentido que al desvincularse de ella se impidiera consultarlos o poseerlos, de la misma manera que si uno se desvincula de la Iglesia –que no es el caso-, ésta no le obliga a que devuelva los ejemplares del Evangelio que pueda poseer ni le impide leer, estudiar ni tener acceso a cuanta información procede de la Iglesia Católica.

Abogado del Opus Dei:

Llevó pruebas para demostrarle a la jueza mis artimañas para engañarla. Como no se me deja hablar, como de momento no he podido defenderme personalmente, expongo a continuación de las “acusaciones” lo que habría dicho en la Vista y digo ahora ya que al menos en Opuslibros, sí puedo alegar y contestar. Me acusa el abogado de:

- No he quitado de Opuslibros el “Vademecum de los Consejos Locales”.

Me llevé días y noches quitando cada uno de los documentos internos, con sus correspondientes apartados, índices, capítulos, anexos, apéndices, etc., y sustituyendo PDF’s de esos documentos por otros PDF’s que avisaban de su retirada en cumplimiento de las medidas cautelares. La realidad es que llegó un momento tras esos días de intenso descuelgue de archivos, que creí que ya lo había descolgado todo. Se me “escapó” ese Vademecum. No hay más.

- Yo había intentado en noviembre pasado quitar mi rastro (nombre, apellidos, dirección, etc.,) del Servidor que aloja Opuslibros.

Mi abogado ha presentado prueba de que el Servidor, en el mes de noviembre, envió a sus clientes un email ofreciendo, previo pago de una cantidad económica, la posibilidad de permanecer en el anonimato y que desaparecieran sus datos personales del mismo. Y como muestra de ello, durante 30 días hacía efectivo ese "servicio" gratis. Durante ese tiempo desaparecieron mis datos del servidor. Yo, además de no leer ese email y desconocerlo hasta que lo he recuperado al tener noticia de lo que me acusaba el Opus Dei –estaba en inglés, supongo que lo tomé como uno de los muchos que llegan a Opuslibros que son publicidad-, no he sabido del tema. Aquí no puedo por menos que decirle al Opus Dei que si hay algo que me molesta lo que más de lo más, es que intenten descalificarme por cobarde y  no querer asumir la responsabilidad personal y jurídica que tengo al frente de Opuslibros. Jamás me he escondido, tengo mi foto en Quiénes somos con nombre y apellido y el “cargo” de coordinadora de Opuslibros. He aparecido en medios de comunicación. Saben quién soy y que voy de frente porque no les tengo miedo. Ya en 2004 me pusieron la primera demanda por utilizar el dominio opusdeilibros.com. Este año me enviaron un primer burofax para que retirara los documentos internos, al que respondí  que no era posible acceder a su petición y por qué. No les dije que lo mío era ocultarme y desaparecer.

- Hay mala fe en Opuslibros por haber publicado el escrito de Hipólito (se lo ha leído el abogado Opus a su señoría).

Esta web está viva, cada uno puede expresar y decir lo que le parezca bien sobre un tema u otro, aquí no hay pensamiento único ni yo digo qué hay que escribir ni cómo ni cuándo. Opuslibros es una página informativa. ¿Deberían los medios de comunicación impedir la opinión de sus lectores, radioyentes o televidentes? ¿Deberían cerrarse las webs que permiten comentarios o publicación de sus participantes? ¿Dónde queda la libertad de expresión?

- Yo afirmo en “Por qué publicamos los documentos internos” que estas obras son del Opus Dei, por lo tanto soy la primera que reconozco que les pertenecen. ¿Qué mejor prueba para demostrar que la propiedad intelectual es del Opus Dei si la demandada lo afirma?

- Yo digo, efectivamente, que son documentos de la prelatura. Y añado que son secretos y que las asociaciones secretas están prohibidas por Ley. Si alguien tiene que demostrar que les pertenece la propiedad intelectual es el Opus Dei, enseñando documentación al respecto (registro, autor…). Ahora va a resultar que mi palabra vale más que la de mil notarios juntos... ¡A buenas horas! Ellos, no yo, son los que tienen que demostrar la propiedad intelectual con documentación, no con palabras.

En resumidas cuentas: El Opus Dei quiere quitar de Opuslibros los reglamentos, normativas, instrucciones, etc., porque como son suyos, nadie más que la prelatura tiene derecho a interpretarlos o a difundirlos. Opuslibros defiende que deben ser públicos ya que afectan a miles de personas dentro y fuera de la obra, que el trasfondo de esos documentos atentan contra los Derechos Humanos, al Código de Derecho Canónico, al magisterio de la Iglesia, a la libertad de expresión, etc.

Más o menos esto es lo que ha dado de sí la Vista. Próximamente se me notificará la resolución de la jueza sobre las medidas cautelares y posteriores actos jurídicos a seguir.

Felices fiestas, gracias por estar ahí y por el apoyo que me llega de tantas personas y de tantas partes del mundo. Sé que no he respondido a muchos correos y desde aquí pido disculpas. Los agradezco de corazón.

¡Muchos besos!

Agustina L. de los Mozos

Coordinadora de Opuslibros.org

Periodista.




Publicado el Viernes, 23 diciembre 2011



 
     Enlaces Relacionados
· Más Acerca de 110. Aspectos jurídicos


Noticia más leída sobre 110. Aspectos jurídicos:
Estatutos del Opus Dei - 1982


     Opciones

 Versión imprimible  Versión imprimible

 Enviar a un amigo  Enviar a un amigo

 Respuestas y referencias a este artículo






Web site powered by PHP-Nuke

All logos and trademarks in this site are property of their respective owner. The comments are property of their posters, all the rest by me

Web site engine code is Copyright © 2003 by PHP-Nuke. All Rights Reserved. PHP-Nuke is Free Software released under the GNU/GPL license.
Página Generada en: 0.116 Segundos