Bienvenido a Opuslibros
Inicio - Buscar - Envíos - Temas - Enlaces - Tu cuenta - Libros silenciados - Documentos Internos

     Opuslibros
¡Gracias a Dios, nos fuimos
Ir a la web 'clásica'

· FAQ
· Quienes somos
· La trampa de la vocación
· Contacta con nosotros si...
· Si quieres ayudar económicamente...

     Ayuda a Opuslibros

Si quieres colaborar económicamente para el mantenimiento de Opuslibros, puedes hacerlo

desde aquí


     Principal
· Home
· Archivo por fecha
· Buscar
· Enlaces Web
· Envíos (para publicar)
· Login/Logout
· Reportar problemas técnicos
· Ver por Temas

     Gente Online
Están conectados 140 usuarios anónimos y 1 usuarios registrados.

Eres un usuario anónimo. Puedes registrarte aquí

     Login
Nickname

Password

Registrate aquí. De forma anónima puedes leerlo todo. Para enviar escritos o correos para publicar, debes registrarte con un apodo, con tus iniciales o con tu nombre.

     Webs amigas

Opus-Info

Desde el Opus Dei al mundo real

ODAN (USA)

Blog de Ana Azanza

Blog de Maripaz

OpusLibre-Français

OpusFrei-Deutsch


     Sindicar contenido
RSS
direcci?n RSS

A?adir a Mi Yahoo!

A?adir a Google

¿Qué es RSS?


 Tus escritos: Necesitamos ayuda.- necesitoayuda

030. Adolescentes y jóvenes
necesitoayuda :

Jamás pensé que escribiría pidiendo ayuda a esta página web, que leo de vez en cuando, sin haber dado credibilidad a la mayoría de los artículos publicados en ella.

Somos una familia que hasta hace bien poco podíamos considerarnos “normal”. Algunos de nuestros hijos frecuentan clubs juveniles del Opus Dei desde hace años. Hasta ahora no habíamos tenido ningún problema. Al contrario. Mi señora y yo estábamos satisfechos de la formación que recibían en el Opus Dei. Para mis hijos era un lugar de recreo bueno, pensábamos...



Uno de nuestros hijos asiste al club del Opus Dei desde que tenía 10 años. Ahora tiene 15. Este verano estuvo en un campamento y en otra actividad dirigida por el Opus Dei. Al regreso de las actividades notamos en nuestro hijo una rebeldía y una actitud en la familia que traspasaba lo que en su adolescencia debería ser normal. Con grandes dosis de paciencia por parte de mi esposa y mías, finalmente logramos mantener con él una conversación en la que nos explicó los motivos de su comportamiento.

Durante el primer campamento, su “monitor” del club le “obligó”, según cuenta, a rezar unos veinte minutos cada día, con unos textos que le daba para que leyera. Igualmente “le obligaba” a mantener conversaciones íntimas con él, y con un sacerdote al que no conocía, en las que nuestro hijo debía explicarles los pensamientos e ideas surgidos durante esos “ratos de oración”. Las conversaciones con el monitor giraban siempre en torno a la posible llamada de Dios a nuestro hijo para hacerse del Opus Dei.

Acabó el campamento y fue a otra convivencia en la que también estaba “su monitor”. Al parecer, en el plazo de 25 días (contando campamento y convivencia) nuestro hijo ha tenido unas 40 “conversaciones íntimas vocacionales” con personas del Opus Dei mayores de edad (monitor, director, sacerdote y otro director de la Obra). Nos dijo que “sus monitores” vieron que tiene vocación de numerario del Opus Dei, algo a lo que él se opone. Nuestro hijo les explicó que quiere “ser una persona normal” y que más adelante, cuando sea mayor de edad, se planteará estas cuestiones. El sacerdote le llegó a decir que “las personas que hacen la voluntad de Dios son felices, y las que no la siguen, unos egoístas desgraciados”. Ante tales razonamientos, nuestro hijo “entró en crisis”, y así continúa desde hace casi un mes. En unos días acudirá a la consulta de un psicólogo recomendado por unos amigos, a ver si logramos que lo estabilice y arranque de su cabeza los “pensamientos condenatorios” que le han inculcado. La buena armonía lograda en nuestra casa se ha ido al traste después de estos desgraciados episodios.

Hemos hablado con el director del Opus Dei correspondiente, un muchacho jovencísimo que se limitó a decirnos: “los adolescentes exageran mucho todo”. Tenemos pendiente aclarar con el sacerdote que habló a nuestro hijo para que nos explique qué paso exactamente. En estas circunstancias, mi esposa acudió por primera vez en su vida a una consulta médica debido al estado de alteración nerviosa que sufre. No es fácil el camino para lograr que un hijo abra su corazón a sus padres sobre estas cuestiones.

Me gustaría saber si alguien ha pasado por este calvario que estamos viviendo nosotros. Nos estamos planteando denunciar ante la Justicia al Opus Dei por estos abusos, después del examen psicológico de nuestro hijo.

Gracias por su ayuda,
Necesitoayuda




Publicado el Viernes, 17 agosto 2012



 
     Enlaces Relacionados
· Más Acerca de 030. Adolescentes y jóvenes


Noticia más leída sobre 030. Adolescentes y jóvenes:
Para que su voz no caiga en el olvido.- Agustina


     Opciones

 Versión imprimible  Versión imprimible

 Enviar a un amigo  Enviar a un amigo

 Respuestas y referencias a este artículo






Web site powered by PHP-Nuke

All logos and trademarks in this site are property of their respective owner. The comments are property of their posters, all the rest by me

Web site engine code is Copyright © 2003 by PHP-Nuke. All Rights Reserved. PHP-Nuke is Free Software released under the GNU/GPL license.
Página Generada en: 0.086 Segundos