Bienvenido a Opuslibros
Inicio - Buscar - Envíos - Temas - Enlaces - Tu cuenta - Libros silenciados - Documentos Internos

     Opuslibros
¡Gracias a Dios, nos fuimos
Ir a la web 'clásica'

· FAQ
· Quienes somos
· La trampa de la vocación
· Contacta con nosotros si...
· Si quieres ayudar económicamente...

     Ayuda a Opuslibros

Si quieres colaborar económicamente para el mantenimiento de Opuslibros, puedes hacerlo

desde aquí


     Principal
· Home
· Archivo por fecha
· Buscar
· Enlaces Web
· Envíos (para publicar)
· Login/Logout
· Reportar problemas técnicos
· Ver por Temas

     Gente Online
Están conectados 142 usuarios anónimos y 1 usuarios registrados.

Eres un usuario anónimo. Puedes registrarte aquí

     Login
Nickname

Password

Registrate aquí. De forma anónima puedes leerlo todo. Para enviar escritos o correos para publicar, debes registrarte con un apodo, con tus iniciales o con tu nombre.

     Webs amigas

Opus-Info

Desde el Opus Dei al mundo real

ODAN (USA)

Blog de Ana Azanza

Blog de Maripaz

OpusLibre-Français

OpusFrei-Deutsch


     Sindicar contenido
RSS
direcci?n RSS

A?adir a Mi Yahoo!

A?adir a Google

¿Qué es RSS?


 Tus escritos: El opus nos estaba llevando al divorcio.- cecd1958

078. Supernumerarios_as
cecd1958 :

He leído el artículo de Discovery: "El Opus Dei entró en mis sábanas", y ha traído a mi memoria mis experiencias con mi esposo durante el tiempo en que estuve en la secta.  La presión a la que era sometida a menudo por el asunto de la cantidad de hijos era fuerte y sobre todo haciéndome sentir constantemente culpable (lo que es usual en el opus) por querer evitar tener más familia (egoísmo total, pecado mortal, no poder comulgar, etc, etc.)

Yo había padecido de lupus (una enfermedad muy seria que puede ser mortal) y ya habiendo tenido tres hijos y siendo cesárea, mi ginecólogo me había advertido de todos los riesgos que corría en el caso de un nuevo embarazo. Sin embargo ninguna de esas razones eran suficientemente válidas ni para el sacerdote ni para las directoras, para que yo usara algún método anticonceptivo, en todo caso, y sólo "talvez", podía usar un método natural siempre que el sacerdote diera el "consentimiento previo", el que por cierto nunca me dio, más bien me acusaba de ser culpable de pecado, porque de seguro yo era la que "provocaba" a mi esposo de tener relaciones en época que no debía, y me tenía que confesar con humildad de esto y yo, casi llorando, le decía que eso no era cierto. Entonces y con más firmeza, me hacía admitir un dizque pecado que yo NO había cometido.

Yo tratando de ser "obediente" y llegar a tener una familia "numerosa y alegre" intentaba explicarle a mi esposo todos esos argumentos, y por supuesto, "las ventajas" de la abstinencia y los métodos naturales, además de seguir los consejos que la numeraria en la charla fraterna me daba: todo se resolvía con una rica comida y... que escribiera el nombre y profesión de mi esposo para que "alguien lo contactara y lo empezara a tratar" .

Yo por mi lado empecé a tener muchas discusiones con mi esposo pues no le hacían sentido ni de pies ni cabeza, todas mis explicaciones. Y yo cada vez más triste porque ansiaba tener mi "familia perfecta" que yo pensaba que eran las de los supernumerarios. (Digo pensaba porque poco a poco me fui enterando de no de uno, sino de varios sn que les eran infieles a sus esposas y luego los miraba yo comulgando en misa, y llegué a pensar que estaba alucinando!!)

Las peleas con mi esposo se fueron volviendo cada vez mas fuertes y frecuentes (y yo sin entender qué estaba haciendo mal, con el cerebro anulado) porque él me apartaba de "mi camino de santificación". Mis hijas también eran sometidas a una presión fuerte para que dejaran de ir a fiestas, se vistieran mas pudorosas y "pitaran", lo cual volvió aún más insostenible la relación con mi esposo, hasta que un día me dijo que ya no le miraba solución a nuestro matrimonio de 20 años, que él siempre me había amado, pero que el opus y todos sus traumas de sexo, métodos anticonceptivos y mi ceguera total ante todo esto, nos habían llevado al fracaso y que lo mejor era la separación.

En esos días una amiga ex numeraria me envío un escrito de opuslibros acerca de una ex supernumeraria con una historia con la cual me sentí muy identificada, porque además cada día eran más las incoherencias tan grandes que descubría (con 11 años de estar dentro y otros 5 siendo cooperadora cercana), empezé a leer más y me dí cuenta que no era solamente yo la que miraba todas esas barbaridades e incoherencias, que ASI ERAN LAS COSAS EN EL OPUS, y cuando un día yo agarré valor y se las dije a la numeraria que llevaba mi charla, ella me contestó: En el opus dei no se piensa: SE OBEDECE!. Ese día decidí que hasta allí había llegado en el opus y me fui.

De esto han pasado 12 años, mi matrimonio ahora sí es realmente exitoso, mis hijas ya están casadas, y mi esposo y yo la estamos pasando de lo más bien, compenetrados y gozándonos la vida.

Espero realmente que mi testimonio pueda ayudar a personas que estén en una situación similar a la que yo pasé, y que la relación de Discovery con su esposa sobreviva a los tentáculos de control y destrucción de esta secta.

cecd1958




Publicado el Viernes, 08 agosto 2014



 
     Enlaces Relacionados
· Más Acerca de 078. Supernumerarios_as


Noticia más leída sobre 078. Supernumerarios_as:
Las tres generaciones de supernumerarios españoles.- EscriBa


     Opciones

 Versión imprimible  Versión imprimible

 Enviar a un amigo  Enviar a un amigo

 Respuestas y referencias a este artículo






Web site powered by PHP-Nuke

All logos and trademarks in this site are property of their respective owner. The comments are property of their posters, all the rest by me

Web site engine code is Copyright © 2003 by PHP-Nuke. All Rights Reserved. PHP-Nuke is Free Software released under the GNU/GPL license.
Página Generada en: 0.099 Segundos