Bienvenido a Opuslibros
Inicio - Buscar - Envíos - Temas - Enlaces - Tu cuenta - Libros silenciados - Documentos Internos

     Opuslibros
¡Gracias a Dios, nos fuimos
Ir a la web 'clásica'

· FAQ
· Quienes somos
· La trampa de la vocación
· Contacta con nosotros si...
· Si quieres ayudar económicamente...

     Ayuda a Opuslibros

Si quieres colaborar económicamente para el mantenimiento de Opuslibros, puedes hacerlo

desde aquí


     Principal
· Home
· Archivo por fecha
· Buscar
· Enlaces Web
· Envíos (para publicar)
· Login/Logout
· Reportar problemas técnicos
· Ver por Temas

     Gente Online
Están conectados 117 usuarios anónimos y 0 usuarios registrados.

Eres un usuario anónimo. Puedes registrarte aquí

     Login
Nickname

Password

Registrate aquí. De forma anónima puedes leerlo todo. Para enviar escritos o correos para publicar, debes registrarte con un apodo, con tus iniciales o con tu nombre.

     Webs amigas

Opus-Info

Desde el Opus Dei al mundo real

ODAN (USA)

Blog de Ana Azanza

Blog de Maripaz

OpusLibre-Français

OpusFrei-Deutsch


     Sindicar contenido
RSS
direcci?n RSS

A?adir a Mi Yahoo!

A?adir a Google

¿Qué es RSS?


 Tus escritos: La muerte del padre Danilo, un golpe durísimo en mi vida.- Canaya

070. Costumbres y Praxis
canaya :

La muerte del Padre Danilo fue otro golpe durísimo en mi vida. Por cómo vivió, por cómo sucedió.

Hace 3 años sufrí, en un accidente casero, la fractura múltiple de mi fémur. Soporté varias operaciones y meses de rehabilitación, que aún hoy continúo. Tras el accidente y luego de la primera operación, debí pasar 6 meses postrado en una cama. Fueron momentos muy difíciles de superar, de mucha tristeza. Solamente pude salir adelante con la ayuda de mi familia y amigos verdaderos. Mi esposa y mis hijos doblegaron sus esfuerzos y cariños para que yo no cayera en un pozo sin retorno. Me bañaban, me vestían, traían los alimentos al dormitorio… e hicieron muchísimas cosas más, pero por sobre todas las cosas, me acompañaron con amor. Comento algunos detalles, para graficar la durísima situación en que me encontraba.

Durante esos largos meses que pasé en cama, muchas veces sentí que todo el cariño y amor que recibía, no me alcanzaba para sostener en alto mi espíritu. Pensé que caería indefectiblemente en una inmensa depresión. Precisaba una ayuda espiritual más contundente, charlar con un sacerdote. En mi situación de reposo absoluto, se me hacía cuesta arriba. Decidí buscar por internet algo para leer, algún video… y es ahí donde aparece el Padre Danilo en mi vida. Encontré en la web, muchísimos videos de meditaciones del Padre Danilo, de unos 8 o 10 minutos cada uno, de diversos temas y cuestiones, tratados con una profundidad y a la vez con una sencillez, que fueron para mí un gran paliativo, para sobrellevar con mayor entereza mi recuperación.

Todas las mañanas, que era el momento en que me quedaba solo en casa, aprovechaba y miraba 2 o 3 videos, con las meditaciones del Padre Danilo. Eran para mí como una medicina. En ningún momento supe, ni siquiera sospeché que el Padre Danilo, que tanto bien me estaba haciendo, fuera un sacerdote del Opus Dei. Pues ni lo mencionaba, ni nombraba al santo. Solamente me enteré que el Padre Danilo era del opus, cuando leí la noticia de su muerte en Opuslibros, dos años después.

Durante los últimos 12 meses, me he preguntado incesantemente, cómo un hombre de Dios, con tanta lucidez, inteligencia, sencillez, profundidad en sus meditaciones, haya terminado así. Rechazado, olvidado, por los suyos. Desterrado en su hogar. Debo reconocer, que a pesar que lo intenté, no he hallado respuesta cierta y convincente a todas estas últimas cuestiones. Quizás porque cuesta mucho creer que “estas cosas” puedan suceder. Peor aún, que sigan sucediendo. Hay días en que pienso que la respuesta a mis inquietudes, ante tanto desamor, ante tanto abandono, esté justamente en la fuerte personalidad del Padre Danilo. A su lucidez, inteligencia, sencillez, profundidad, como decía antes. En esos videos jamás nombraba, ni mucho menos lo ponía de ejemplo al santo. Eso en la “cosa nostra”, en la secta, no se perdona, y tarde o temprano te lo cobran. A pesar del gusto amargo que ha dejado en mí, todos los hechos que aquí les he contado, hay una parte buena, algo positivo que se puede y debe resaltar. Con amor y cariño verdadero de familia y amigos, hasta la peor situación o conflicto, se puede superar. Muchísimas gracias a Agustina, por su infinita paciencia.

Un abrazo grande a todos Uds.
Canaya




Publicado el Lunes, 09 marzo 2015



 
     Enlaces Relacionados
· Más Acerca de 070. Costumbres y Praxis


Noticia más leída sobre 070. Costumbres y Praxis:
El Opus Dei como revelación divina.- E.B.E.


     Opciones

 Versión imprimible  Versión imprimible

 Enviar a un amigo  Enviar a un amigo

 Respuestas y referencias a este artículo






Web site powered by PHP-Nuke

All logos and trademarks in this site are property of their respective owner. The comments are property of their posters, all the rest by me

Web site engine code is Copyright © 2003 by PHP-Nuke. All Rights Reserved. PHP-Nuke is Free Software released under the GNU/GPL license.
Página Generada en: 2.410 Segundos