Bienvenido a Opuslibros
Inicio - Buscar - Envíos - Temas - Enlaces - Tu cuenta - Libros silenciados - Documentos Internos

     Opuslibros
¡Gracias a Dios, nos fuimos
Ir a la web 'clásica'

· FAQ
· Quienes somos
· La trampa de la vocación
· Contacta con nosotros si...
· Si quieres ayudar económicamente...

     Ayuda a Opuslibros

Si quieres colaborar económicamente para el mantenimiento de Opuslibros, puedes hacerlo

desde aquí


     Principal
· Home
· Archivo por fecha
· Buscar
· Enlaces Web
· Envíos (para publicar)
· Login/Logout
· Reportar problemas técnicos
· Ver por Temas

     Gente Online
Están conectados 47 usuarios anónimos y 1 usuarios registrados.

Eres un usuario anónimo. Puedes registrarte aquí

     Login
Nickname

Password

Registrate aquí. De forma anónima puedes leerlo todo. Para enviar escritos o correos para publicar, debes registrarte con un apodo, con tus iniciales o con tu nombre.

     Webs amigas

Opus-Info

Desde el Opus Dei al mundo real

ODAN (USA)

Blog de Ana Azanza

Blog de Maripaz

OpusLibre-Français

OpusFrei-Deutsch


     Sindicar contenido
RSS
direcci?n RSS

A?adir a Mi Yahoo!

A?adir a Google

¿Qué es RSS?


 Tus escritos: Comisión de servicio.- Lawrence

077. Numerarias auxiliares
Lawrence :

Esas tres palabras eran como las palabras mágicas para salir corriendo! Cuanto trabajo para cumplir con el que dirán!

Estaba en Montevideo cuando contaron que vendrían de Roma para velar por el buen espíritu. Habia mucho nerviosismo alrededor sobre todo las directoras, yo había pitado hace poco y no era tan importante ese hecho para mi. Pero después si, me quedo el mal recuerdo para siempre.

Limpiábamos hasta las 2 y 3 de la mañana, hornos paredes de cocina, pisos a fondo! Orden en todos los placeres. Había que dar alegría a esa directora de Roma para que se llevará una buena impresión. Yo le dije a la administradora que si siempre trabajábamos en presencia de Dios, y que lo único que importaba era que El esté contento, porqué había tanto nerviosismo porque una directora de Roma viniera? Ella era más que Dios? Porqué teníamos que hacer esas cosas, solo para que ella encontrará todo bien y contara allá en Roma el buen espíritu que había en el centro?

Había miedo, como si esa persona fuera alguien muy importante, un horror nada que ver con lo que pasa en una familia y lo peor era cuando te decían que había que hacer la charla con ella! Te obligaban! Y después hablaban de libertad y de amor cuando todas estaban corriendo, despavoridas, cuanta falsedad cuanta hipocresía.

La de Roma daba miedo, una persona seria vestida rara, con poco maquillaje, aire espiritual, muy en presencia de Dios. Y hablaba como el fundador, le importaba un rabano si estábamos contentas, lo importante era el padre y que el padre estuviera feliz de como estaba El Centro y si había vocaciones! Si tu extrañabas tu familia o echabas de menos estudiar no importaba, rechaza esas tentaciones!, te decía, qué triste estaría el Padre si viera tu corazón! Solo importaba el Padre.

Después me convencí que realmente al Padre le importa poco o nada lo que pasa en la vida de una nax! Importa que traigas vocaciones, y que esté limpio El Centro nada más! Que seas una sirvienta con todas las de la ley.

Pobrecitas las que siguen ahí rasqueteando pisos y lustrando plata para que las directoras estén contentas del buen espíritu!

Lawrence  




Publicado el Lunes, 03 julio 2017



 
     Enlaces Relacionados
· Más Acerca de 077. Numerarias auxiliares


Noticia más leída sobre 077. Numerarias auxiliares:
Mi testimonio. Numeraria auxiliar durante 24 años.- Leonisa


     Opciones

 Versión imprimible  Versión imprimible

 Enviar a un amigo  Enviar a un amigo

 Respuestas y referencias a este artículo






Web site powered by PHP-Nuke

All logos and trademarks in this site are property of their respective owner. The comments are property of their posters, all the rest by me

Web site engine code is Copyright © 2003 by PHP-Nuke. All Rights Reserved. PHP-Nuke is Free Software released under the GNU/GPL license.
Página Generada en: 0.093 Segundos