Bienvenido a Opuslibros
Inicio - Buscar - Envíos - Temas - Enlaces - Tu cuenta - Libros silenciados - Documentos Internos

     Opuslibros
¡Gracias a Dios, nos fuimos
Ir a la web 'clásica'

· FAQ
· Quienes somos
· La trampa de la vocación
· Contacta con nosotros si...
· Si quieres ayudar económicamente...

     Ayuda a Opuslibros

Si quieres colaborar económicamente para el mantenimiento de Opuslibros, puedes hacerlo

desde aquí


     Principal
· Home
· Archivo por fecha
· Buscar
· Enlaces Web
· Envíos (para publicar)
· Login/Logout
· Reportar problemas técnicos
· Ver por Temas

     Gente Online
Están conectados 46 usuarios anónimos y 1 usuarios registrados.

Eres un usuario anónimo. Puedes registrarte aquí

     Login
Nickname

Password

Registrate aquí. De forma anónima puedes leerlo todo. Para enviar escritos o correos para publicar, debes registrarte con un apodo, con tus iniciales o con tu nombre.

     Webs amigas

Opus-Info

Desde el Opus Dei al mundo real

ODAN (USA)

Blog de Ana Azanza

Blog de Maripaz

OpusLibre-Français

OpusFrei-Deutsch


     Sindicar contenido
RSS
direcci?n RSS

A?adir a Mi Yahoo!

A?adir a Google

¿Qué es RSS?


 Tus escritos: El reino del frio… el Opus Dei.- Salvador

090. Espiritualidad y ascética
salvador :

Me contaba un ex que cuando se marchó lloraba. Uno de esos directores principales que siempre han tenido cargos de responsabilidad al verlo llorar solo le dijo, con un ligero deje de desprecio, “eres un sentimental” y se fue.

En el contexto de la situación, el comentario significaba que las emociones o los sentimientos son accesorios, inútiles y sin valor. Un engorro en la vida, una complicación, un estorbo en la eficacia. El mensaje implícito era recordarle el punto 11 de Camino: “Voluntad. Energía. Ejemplo. Lo que hay que hacer, se hace, sin vacilar… sin miramientos”.

El Opus Dei es un camino del reino de la voluntad: templa tu voluntad, viriliza tu voluntad: que sea, con la gracia de Dios, como un espolón de acero”. ¿Para qué? “Sólo teniendo una fuerte voluntad sabrás no tenerla para obedecer” (Camino 615). 

La psicología en el mundo de las relaciones precisamente recomienda… los miramientos, el tacto, la sensibilidad. Exactamente lo contrario del “espolón de acero”.

Si quieres dejar a tu pareja, a un amigo no cortes por lo sano, que realmente duele, sino por lo enfermo, que aunque duela tiene más sentido. Si quieres dejar a tu pareja, una decisión firme, hazlo con tacto, respetando el amor que tuviste, hasta convertir aquella persona en un amigo o un recuerdo respetable. Aunque sea parcialmente respetable. Si quieres dejar el Opus “no cortes por lo sano” sino por aquello enfermo, haz el duelo -nunca se insistirá suficiente en ello-, salva lo salvable, ten paciencia. No cortes con cuchillo, transforma.

Eso de romper y ya no sé nada de ti y si te veo me aparto o hago que no te veo y no te hablo… puede responder a una voluntad o un juicio pero no tiene nada que ver con lo que se siente (que puede ir de partir la cara al otro, insultarle, quejarse, interpelarlo, hasta buscar su compañía, un dialogo o pasar por el simple contacto humano).

El mundo del Opus Dei es el reino del acero y del mármol; o sea de la frialdad. Lo contrario del mundo de la sensibilidad (emociones y sentimientos) que entiende de temperaturas.

Numantina escribe: “según la frase que he recogido, los sentimientos nacen del conocimiento y tienen fuerza, como también el intelecto, para dirigir nuestra voluntad”. Las relaciones entre las tres facultades del alma o de la mente – sensibilidad, voluntad y razón- no son nada claras. Santo Tomás primaba la inteligencia (que era rectora de los demás), la escolástica de los franciscanos consideraban más la voluntad. El mundo de lo emocional -las pasiones que llamaban- no acertaban a darle un tratamiento convincente, porque no había psicología experimental sino solamente filosófica.

La psicología moderna –más experimental- plantea que, en muchos casos, el sentimiento es autónomo, no derivado de la voluntad ni del entendimiento. La teología liberal del XIX fundaba la religiosidad en el sentimiento de dependencia radical – o sea de Dios- ; es decir, la religión de verdad era algo ajeno a dogmas (inteligencia) y con una voluntad movida por el sentimiento.

Es evidente que si juzgas a tu interlocutor como un mafioso sentirás miedo. Y si lo juzgas como admirable sentirás admiración. Pero puedes sentir aversión ante un desconocido y no saber por qué, ni tú mismo entenderlo. Y también la simpatía puede no tener ningún porqué.

La psicología no juega ningún papel en el Opus Dei porque es contraria a la psicología: no hay cabida para la sensibilidad (emociones y sentimientos) y con las premisas de Camino (777 y 856) “tu propia voluntad, tu propio juicio: eso es lo que te inquieta”, o sea, no tener voluntad propia sino voluntad para solo obedecer; y no tener inteligencia propia pues “para sujetar el entendimiento se precisa, además de la gracia de Dios, un continuo ejercicio de la voluntad, que niega, como niega a la carne, una y otra vez y siempre” . Ya me contaras... Está todo dicho.

Cordialmente

Salvador




Publicado el Miércoles, 22 marzo 2017



 
     Enlaces Relacionados
· Más Acerca de 090. Espiritualidad y ascética


Noticia más leída sobre 090. Espiritualidad y ascética:
Indice estructurado de los documentos internos.- EscriBa


     Opciones

 Versión imprimible  Versión imprimible

 Enviar a un amigo  Enviar a un amigo

 Respuestas y referencias a este artículo






Web site powered by PHP-Nuke

All logos and trademarks in this site are property of their respective owner. The comments are property of their posters, all the rest by me

Web site engine code is Copyright © 2003 by PHP-Nuke. All Rights Reserved. PHP-Nuke is Free Software released under the GNU/GPL license.
Página Generada en: 0.128 Segundos